Predicciones de fin de año



Faltando apenas casi 75 días para que finalice el presente año 2017, comienzan las ansiedades de cómo terminará el mismo en términos macroeconómicos.

Esto se hace importante porque los partícipes en las actividades económicas, públicas o privadas, desean cerrar el presente ejercicio fiscal con alguna certeza en relación a sus presupuestos y sus estimaciones para el año venidero.

Es así como vemos que el dinamismo en el crecimiento de nuestra economía va disminuyendo percibiendo con claras cifras una desaceleración de dicho crecimiento.

Más que buscar las razones del porqué, sean resultados de la Ley 155-17, un menor ritmo de endeudamiento o un gasto publico disminuido, los esfuerzos se concentran en detener esa caída de manera que el país pueda continuar su expansión económica.

Esto se evidencia en las intenciones de estimular las actividades, mediante una expansión del crédito público, tipificado por las disposiciones de la Junta Monetaria en cuanto a la disminución de encajes legales con la clara intención deque dichos recursos financieros sean colocados al sector privado, inicialmente en actividades productivas, pero ya resignados a incluir el consumo.

Ello contribuye a la depreciación de los términos de intercambio de nuestra moneda la cual debe cerrar el año por encima de una tasa de intercambio frente al dólar por encima del 48 por 1, lo cual estimula exportaciones y turismo, amén de contribuir a incrementar las recaudaciones fiscales.

En el escenario internacional, el barril de petróleo acorde con el índice West Texas continúa rondando los US$54 el barril, lo cual el estudio detenido de los factores que le influyen, así como de instituciones especializadas predicen que el mismo habrá de cerrar el año en la banda alrededor de los US$58, lo cual habrá de representar un nuevo aumento en el mercado local.

En términos generales, 2017 terminará poco diferente de cómo ha acontecido a lo largo de todo el año. El que sí nos podrá traer sorpresas será 2018, sobre el cual comentaremos en una próxima entrega.

Publicidad

Publicidad