X

Por un 2018 diferente

Culmina 2017 con algunos logros y traumas que obligan a trabajar con más ahínco en la búsqueda de solución a problemas urgentes que reclaman un desenlace definitivo.

Esas soluciones, que deben ser facilitadas por el presidente Danilo Medina, deben estar ligadas con acciones que demuestren que en realidad se trabaja con visos de seriedad.

Que de una vez por todas la sociedad en general observe que se tiene interés real en mejorar las condiciones de vida de la mayoría de los dominicanos, hartos de tanta corrupción e impunidad.

Que todos los estamentos, en especial la Justicia, asuman la responsabilidad que ha sido puesta en sus manos, para erradicar de una vez por todas las sentencias amañadas por jueces que nunca debieron estar presidiendo cortes ni juzgados, y por fiscales que respondan como debe ser a la hora de aplicar las leyes.

En el área que más nos compete, el deporte, que 2018 sea de trabajo continuo, sin descanso, en pro de mejorar las condiciones en que se ha venido ejecutando, porque no es posible lograr los objetivos con organismos y dirigentes totalmente obsoletos, que no tienen una clara visión de los reales objetivos del presente y del y futuro.

Que el Estado tome real conciencia de que cada vez hay que mejorar el monto de los recursos que destina a esa área, que esté consciente que un peso invertido en deportes significa un ahorro de 10 pesos en el sector salud.

Por lo tanto, hay que ponerse las “pilas” para 2018, y cambiar de una vez por todas el pesimismo y derrotismo histórico que nos corroe.

Pero eso debe hacerse dando el ejemplo desde el más encumbrado funcionario hasta el más humilde de los ciudadanos.

De no ser así, se expone definitivamente a llevar a un callejón sin salida a las presentes y futuras generaciones. ¡Manos a la obra! No hay tiempo que perder.

RADARES.- La destrucción del palco de prensa del Quisqueya por un incendio no será óbice para que el “Round Robin” siga sin inconvenientes.

Este website usa cookies.