Lunes, 10 de diciembre, 2018 | 12:27 am

Los “bots”, “trolls” y otros trucos de manipulación en internet que amenazan elecciones presidenciales de México

Hay robots informáticos intentando manipular la opinión pública a través de las redes sociales al menos desde 2012.
Hay robots informáticos intentando manipular la opinión pública a través de las redes sociales al menos desde 2012.


Un video algo borroso muestra a un grupo de personas en una sala ruidosa. Algunas deambulan, otras aparecen sentadas frente a unas computadoras.

Un hombre se dirige al grupo hablando a través de un micrófono, exhortándoles a que tuiteen rápidamente y traten de “darle la vuelta de inmediato a unos hashtags negativos en contra”.

“Sigan la línea de sus coordinadores. ¡Tenemos que ponernos a lidiar todos al mismo tiempo usando el hashtag#EsMomentoDeMéxico!”, exclama.

Las personas en ese video tuiteaban en apoyo a Enrique Peña Nieto, del Partido Revolucionario Institucional (PRI). Y las imágenes, de 2012, permitieron acceder a una operación dentro de una “granja de trolls (troles, en español) y ayudar a entender las estrategias de manipulación que los principales partidos políticos en México han estado usando durante años.

Manipulando la opinión

Samantha Bradshaw, una investigadora del Proyecto de Propaganda Computacional de la Universidad de Oxford, en Reino Unido, estuvo analizando las cuentas automáticas -más conocidas como bots– que se usan para intentar manipular la opinión pública, haciendo incrementar la popularidad de ciertos postsen las redes sociales.

Pero hay otros trucos tecnológicos que usan los políticos a su favor.

Las “granjas de troles” (como la del video) están gestionadas por seres humanos. Cada persona puede controlar decenas o cientos de cuentas. Y a menudo son cuentas semiautomáticas que envían mensajes combinando poder computacional y conocimiento humano.

Bradshaw dice que la actividad de la campaña para las elecciones presidenciales de este año (el próximo 1 de julio) se parece a lo que su equipo observó durante la campaña de 2012. Esas elecciones las ganó Peña Nieto.

Pero el PRI no fue el único partico en usar esas técnicas.

“El gobierno mexicano durante las elecciones de 2012 usó muchos de sus bots de Twitter para dar difusión a ciertas historias, y crear hashtags y tendencias”, le cuenta Bradshaw a la BBC.

En un informe publicado en 2017, la especialista y el investigador Philip Howard concluyeron que los “spam-bots patrocinados por el gobierno fueron usados en México para “atacar a los periodistas” y “propagar desinformación”.

“Esos bots suelen usarse para inundar las redes sociales con spam y noticias falsas. También pueden amplificar voces marginales e ideas, inflando el número delikes, las veces compartidas y los retuits que reciben, creando una sensación artificial de popularidad, impulso o relevancia”, escribieron los investigadores.

Las elecciones de este 2018 -y el precedente del uso previo de bots– hicieron que la atención del público y de los activistas se concentrara en los fraudes en línea.

Alberto Escorcia, fundador del blog Lo Que Sigue dice que aunque el uso de botspara fines políticos fue detectado en México al menos desde 2010, este tipo de actividad se ha intensificado en los últimos años.

Pone como ejemplo una campaña gubernamental en el estado de México, el más poblado del país.

Escorcia describe el uso de bots en esas elecciones como “brutal”, pero señala que también aumentó la concientización ciudadana sobre esa cuestión. La campaña la ganó el candidato del PRI, Alfredo del Mazo.

En particular, dice se difundieron mensajes a través de cuentas automatizadas en contra de su principal rival, la candidata Delfina Gómez, del Movimiento de Regeneración Nacional (conocido por sus siglas Morena).

Escorcia dice que los mensajes emitidos por bots contra Gómez fueron principalmente ataques basados en el hecho de que fuera mujer.

“Hubo una clara tendencia negativa en los últimos días de las elecciones para la candidata de izquierda (Gómez) y probablemente eso tuvo un impacto”, explica.

Para Escorcia, el análisis y rastreo de bots se ha convertido en algo que implica un riesgo personal. Dice que ha recibido amenazas de muerte por su trabajo y que se ha marchado de México para no estar allí el 1 de julio.

Lo que niegan los partidos

Aunque el PRI ha sido el foco de atención de los investigadores, tanto Bradshaw como Escorcia coinciden en que los engaños en internet no se limitan a un solo partido.

Todos los principales partidos políticos del país están usando bots en sus campañas, advierten.

Sin embargo, los más importantes, incluido el PRI, lo niegan sistemáticamente.

Alejandra Lagunes, quien trabajó como directora de estrategia digital durante la campaña de Peña Nieto en 2012 y trabaja en la misma área para el candidato actual del PRI, Antonio Meade, insiste en que “bajo ninguna circunstancia” consentiría el uso de estrategias “cuestionables o inmorales”.

Y JJ Rendon, un experimentado estratega político que trabajó para el PRI de 2000 al 2012, sostiene que pagar por bots y granjas de troles es tirar el dinero.

“Es pensamiento mágico”, le cuenta a la BBC. “Pensar que unos troles pueden cambiar las elecciones, o que si a todo el mundo le gustas en internet tienes mucho apoyo, es ilusorio”.

Además, Rendon cree que ha sido objeto de ataques por bots anti-PRI.

Dice que después de haber concedido una entrevista a principios de este año en la que animó a “hacer todo lo posible para evitar la victoria de Andrés Manuel López Obrador“, el candidato presidencial de Morena (a quien las encuestas sitúan como favorito), los ataques de bots se han intensificado.

“Quiero que verifiquen”

Los bots y troles están difundiendo mensajes políticos, pero hay otra preocupación fundamental: están llenando la web de noticias falsas.

En respuesta, más de 60 medios de comunicación mexicanos, universidades y ONGs formaron una iniciativa llamada Verificado 2018.

Verificado está animando a la gente a que les envíen historias que ven en las redes sociales usando el hashtag#QuieroQueVerifiquen. Los investigadores de la organización verifican los hechos y publican sus hallazgos.

“En estas elecciones estamos encontrando muchos bots que son usados para promocionar o atacar a otros candidatos”, le cuenta a la BBC Yuriria Ávila, quien trabaja en Verificado.

“Estamos viendo posts que son usados para promocionar hashtags que la gente no usaría de forma natural y que están convirtiendo en trending topics(tendencias)”.

Una historia falsa que Ávila detectó en marzo fue un informe que decía que una encuesta de opinión comisionada por el diario estadounidense The New York Times mostraba a Meade como el candidato líder, con el 42% de los votos a su favor.

La encuesta era falsa; la mayoría de los sondeos muestran a Meade en tercera posición.

Ávila dice que una gran cantidad de historias falsas están siendo compartidas a través de mensajes en WhatsApp, y que debido a la naturaleza cerrada de este sistema, están entre las cosas más difíciles de rastrear y desmentir.

También dice que aunque la mayoría de los partidos usan bots para promocionar a sus candidatos, los esfuerzos a favor del PRI son los más visibles.

“Creo que el PRI está logrando una gran influencia mediante el uso de bots, aunque he visto que otros partidos los usan también”.