La pared de la ley de partidos

luis-28


El proyecto de ley de partidos políticos se ha “frizado” justo en los puntos que en el pasado habían impedido su aprobación: lo relativo a la financiación de las campañas electorales y la forma de realizar las primarias (si simultáneas, con el padrón de la Junta Central Electoral o con el padrón de los partidos políticos).

Otro elemento que interesa poco a las actuales cúpulas de los partidos políticos es lo de la democracia interna.
No importa que sean dirigentes de partidos grandes o pequeños, esas cúpulas se las arreglan para imponerse y mantener el control de las respectivas organizaciones.

Entonces, en términos reales el proyecto volvió a encontrarse con la misma pared y entra en un nuevo receso.
La casi totalidad de los partidos políticos reconocidos por la Junta Central Electoral tienen en común que no son transparentes, hay un déficit de democracia interna y quieren que otros carguen con las culpas de sus problemas internos.

Así será muy difícil que el Congreso Nacional para una buena ley de partidos políticos.

Publicidad
Publicidad