La Lidom y la prensa



La ausencia del pensamiento crítico, con contadas excepciones, constituye uno de los principales déficits de la sociedad dominicana, dando esto espacio a la hipocresía, la deshonestidad intelectual y la irresponsabilidad en el accionar en algunas esferas de poder del país.

Una de esas esferas en las que aún se expresa ese autoritarismo es la Liga Dominicana de Béisbol Profesional de la República Dominicana (Lidom), en cuyo Reglamento se prohíbe a los comentaristas y narradores de las cadenas de radio y televisión, muchos de ellos periodistas, criticar a los actores de los torneos de béisbol que regenta esa entidad.

La referida norma establece, en su artículo 57, que los miembros de las cadenas de los equipos no pueden hacer menciones o insinuaciones que afecten el honor de árbitros, jugadores o directivos, estableciendo una especie de sanciones previas.

Al establecer censura previa, esto colide con convenciones sobre derechos humanos ratificadas por el país y la Constitución dominicana, que garantiza la libre expresión y difusión del pensamiento como un derecho fundamental.

La actitud de la Lidom se expresó nuevamente con la advertencia a los comentaristas Luichy Sánchez, de las Águilas, y José Luis Mendoza, del Escogido, por hacer críticas a los árbitros y a un jugador.

Llama la atención que la advertencia se hizo a los profesionales a pesar de que formularon sus críticas a través de sus respectivas cuentas en la red social Twitter.

Al referirse a los árbitros que accionan en el torneo de béisbol, Mendoza los llamó “mediocres”. Mientras que Sánchez hizo fuertes comentarios dirigidos al pícher Wirfin Obispo, del Escogido, por un lanzamiento al jugador Edwin Espinal: “El tipo necesita un siquiatra. Su cabeza está llena de mimes”.

Esto provocó que fueran sometidos a un interrogatorio por miembros del departamento jurídico de la Lidom, y que se comprometieran a disculparse públicamente.

El año pasado, la Comisión de Disciplina y Ética de la Lidom sancionó con una multa de RD$50,000 y una excusa pública al jugador de las Águilas Cibaeñas Juan Carlos Pérez, en virtud de la crítica que hizo, en su cuenta de Twitter, a los árbitros y al método de repeticiones de jugadas que se implementa en el torneo de este año.

“Qué bien están siendo manipuladas las repeticiones de la Lidom, pena y vergüenza con nuestros ampayitas de liga de verano”, publicó Pérez, uno de los jugadores que más se entrega dentro de los que participan en cada temporada de la pelota dominicana.

Luis García

Publicidad

Publicidad