Martes, 18 de septiembre, 2018 | 7:32 am

España invertirá 30 millones de euros para reforzar la acogida de inmigrantes

inmigrantes


Madrid.– El Gobierno español destinará 30 millones de euros de aquí a final de año para reforzar los dispositivos migratorios en la frontera con Marruecos, un “plan de emergencia” para atender la llegada de inmigrantes a pie de playa, la atención humanitaria y los centros de derivación.

Las continuas llegadas de inmigrantes en los últimos días, alrededor de un millar por semana, han provocado que los dispositivos de atención estén al borde del colapso, con cientos de personas en polideportivos y otros centros sociales habilitados en distintas ciudades del sur de España.

“Queremos reforzar esa atención humanitaria con las personas que están viniendo”, explicó hoy en rueda de prensa la ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio, quien recordó los acuerdos que el Ejecutivo español tiene con diferentes organizaciones de carácter humanitario como Cruz Roja.

Valerio ya avanzó el pasado martes un “plan de choque” para los inmigrantes que llegan a las costas españolas, de forma que tengan una acogida “correcta”, pero todavía se desconoce el desglose de la partida.

En su intervención de hoy, explicó que la intención es “reforzar todos los dispositivos que están operando en la costa” y aseguró que desde el Gobierno están “ocupados en buscar una solución” a la presión migratoria.

Valerio subrayó que el de los inmigrantes, es “un asunto que convoca a toda la Unión Europea” y solicitó a Bruselas “más recursos y más ayudas” para contener la presión en la frontera sur de España.

“Necesitamos más recursos y más ayuda de la Unión Europea porque esto es un problema colectivo, global, pero que para los países con esta presión migratoria se convierte en una situación problemática”, afirmó.

La ministra transmitió la preocupación del Gobierno español por lo sucedido ayer en la ciudad autónoma española de Ceuta, limítrofe con Marruecos, donde 16 agentes de la Guardia Civil resultaron heridos tras la entrada de 602 inmigrantes a través de la frontera.

“Nos preocupa y nos ocupa lo que está sucediendo. Evidentemente, hay que reforzar los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado en número de funcionarios”, indicó Valerio, quien expresó “todo su apoyo” a los agentes heridos.

Del 1 de enero al 15 de julio de este año se produjeron 3.125 entradas irregulares por vía terrestre a Ceuta y Melilla, frente a los 16.872 inmigrantes irregulares que llegaron a las costas mediterráneas de España.