El narcotráfico es la principal amenaza a la seguridad nacional

Comandante de la Armada asegura que el mar es la vía más frecuente para el trasiego de drogas

Vicealmirante Miguel Enrique Peña Acosta.
Vicealmirante Miguel Enrique Peña Acosta.


Santo Domingo.-El comandante general de la Armada de República Dominicana (ARD), vicealmirante Miguel Enrique Peña Acosta, consideró que el narcotráfico es la principal amenaza del país, por lo que aseguró se realizan grandes esfuerzos para combatirlo.

Peña Acosta explicó que, en la actualidad, el mar es la principal vía para el trasiego internacional de drogas, por el volumen que se puede trasportar, lo cual se ha convertido en un reto para la Armada, debido a que tienen bajo su responsabilidad resguardar los más de 1,600 kilómetros de costas y las islas adyacentes.

“La principal amenaza para nosotros es el narcotráfico, para nadie es un secreto. Tenemos 16 provincias costeras y la actividad en el mar es algo impresionante, la Armada tiene una gran responsabilidad”, dijo.

Agregó que para un mayor control de las operaciones marítimas, la Armada realiza un proceso de depuración entre los propietarios y usuarios de embarcaciones y las que carezcan de documentación se les prohíbe la navegación.

Guerra contra el narco

Como punta de lanza en la guerra contra el narcotráfico, la ARD cuenta con una flota de 13 lanchas interventoras y cinco drones, los cuales son utilizados en operaciones en mar abierto para la detección y decomiso de embarcaciones cargadas de drogas y viajeros ilegales.

Con el fin de tener una respuesta más efectiva contra este flagelo, en el año 2008 la entonces jefatura de Estado Mayor de la Marina de Guerra dispuso la reorganización del Batallón Táctico y el Departamento de Operaciones Terrestres y conformó el Comando de Infantería de la M. de G., para ampliar sus operaciones por la vía terrestre.

“La Infantería de Marina nos ha permitido operar en tierra y con la inteligencia hemos logrado en un año y tres meses detectar 400 embarcaciones que serían utilizadas para viajes ilegales”, explicó el comandante general de la ARD.

Peña Acosta indicó que entre las zonas de mayor actividad del narcotráfico están la Bahía de Ocoa, Samaná, Sánchez, Miches y la región Este, pero la incidencia de este tipo de operaciones puede cambiar según la vigilancia de la zona.

Logística

A todo lo largo de las costas dominicanas el organismo cuenta 1,600 miembros, distribuidos en 81 puestos, entre destacamentos y comandancias.

El vicealmirante Peña Acosta reconoció que para una mayor efectividad de las operaciones se necesitan más equipos, ya que con la flota que cuenta la Armada es vieja.

En tal sentido, explicó que el Gobierno de Estados Unidos ha sido un fuerte aliado, aportando equipos y recursos para el mantenimiento de la flota y para el próximo año recibirán diez jeeps por parte del Ministerio de Defensa.

Coordinación exitosa

El comandante general de la Armada calificó de “muy exitosas” las coordinaciones que efectúan junto con la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD), destacando que ambos organismos se mantienen muy activos en el combate del narcotráfico.

“Caso Paya” marcó un precedente

El vicealmirante Miguel Enrique Peña Acosta indicó que el “Caso Paya” sirvió para que la entonces Marina de Guerra conociera sus deficiencias a nivel institucional y así reforzar el sistema de reclutamiento y seguimiento de sus miembros.

“Esa sacudida sirvió para que la Armada sea otra, porque vimos nuestra realidad, sancionamos, reestructuramos y corregimos”, dijo.

Agregó que ningún oficial tiene justificación a la hora de incurrir en actos dolosos que vayan en perjuicio de la institución a la que pertenezca, asegurando que corromperse nada tiene que ver con lo económico, sino con su formación.

La denominada matanza de Paya ocurrida el 4 de agosto de 2008, consistió en el asesinato a tiros, con armas de alto calibre, de 7 colombianos en un “tumbe” de 1,300 kilos de cocaína. Por el caso siete miembros de la Marina fueron condenados a la pena máxima.

Publicidad
Publicidad