Martes, 11 de diciembre, 2018 | 1:32 pm

Ejército investiga incidente con médicos dominicanos en la frontera con Haití

Miembros del Ejército dominicano durante una inspección por la frontera.
Miembros del Ejército dominicano durante una inspección por la frontera.


SANTO DOMINGO.-El Comandante General del Ejército de República Dominicana, mayor general Estanislao Gonell Regalado, acompañado del director de Inteligencia G-2, general de brigada Alexis Ramón Santana Almonte, se apersonó a la zona de la frontera donde sucedió el incidente con el grupo de dominicanos durante el fin de semana, para junto con el Inspector de esa institución General de Brigada Germán Francisco Fernández Liz, y el Comandante de la 3ra. Brigada de Infantería, General de Brigada Milton Frías Gómez, realizar las investigaciones relacionadas con dicho caso.

Gonell Regalado informó que dicha investigación se está realizando en coordinación con la Dirección de Inteligencia del Estado Mayor Conjunto del Ministerio de Defensa, de acuerdo a lo dispuesto por el Ministro de Defensa, Teniente General Rubén Paulino Sem, a fin de determinar la circunstancia en la que se produjo el incidente y tomar las medidas de lugar para evitar que se produzcan de nuevo.

El pasado sábado un grupo de haitianos portando armas blancas secuestró a los galenos Pedro Ureña, Johnny Aquino, Luis Andrés Cordero, Oscar Valiente, Gilberto Ureña, Joaquín Anico y Diego Cordero, quienes realizaban un recorrido en motocicleta con destino a Puerto Plata, y luego de dos horas y media lograron salir ilesos de la turba por la solidaridad de dominicanos de la zona que idearon decir que eran extranjeros (americanos).

Los haitianos exigían a cambio que las autoridades dominicanas entregaran dos motocicletas retenidas a dos de sus compatriotas.

“Nosotros acostumbramos a salir en motores a hacer turismo interno y habíamos decidido hacer un recorrido por la carretera Internacional; salimos de Pedro Santana para llegar a Restauración.

Aproximadamente faltando 25 kilómetros para llegar a Restauración nos atacó una turba de ciudadanos haitianos armados con armas blanca, nos rodearon, nos quitaron los motores, los celulares, las llaves y nos arrinconaron en un lugar junto con otros dominicanos de la zona que tenían también secuestrados”, narró el reconocido cardiólogo Pedro Ureña.