Dominicanos en Nueva York esperanzados por política migratoria de Trump 

criollos-seran-afecteados


Por: Ramón Mercedes

 Nueva York.- Indocumentados dominicanos residentes en el Alto Manhattan se mostraron esperanzados en que Donald Trump, cambie de parecer y adopte lo que proclamó recientemente de que solo deportará a los inmigrantes “ilegales” con antecedentes penales.

Recordaron que viene siendo la misma política implementada por Barack Obama, quien en noviembre de 2014 afirmó que expulsara a los indocumentados con record criminal y no a sus familias.

En el presente gobierno se han deportado más de dos millones de inmigrantes, sostuvieron algunos.

Los criollos, que laboran en bodegas, supermercados y barberías en las avenidas Broadway, Saint Nicholas, Sherman, y Dyckman, entre otras, coincidieron en señalar que si es así “van en coche porque nunca han tenido problemas con la justicia”.

Durante la campaña, Trump insistió en que deportaría a 11 millones de indocumentados, con algunas excepciones y que construiría el muro con México.

Tras su triunfo, el magnate se ha alejado de la cifra inicial, y en su primera entrevista televisada por CBS el pasado domingo, indicó que deportará entre dos o tres millones de ilegales “miembros de pandillas, criminales, violadores y traficantes de drogas”, entre otros.

También reclamó a la prensa por la construcción de imagen que, asegura, es “un poco distinta” de su persona. “En mi caso, me presentaron como un hombre salvaje. No lo soy. Realmente no lo soy. Soy una persona muy sobria, esperen a conocerme mejor, no tengan miedo. Vamos a devolverles su país. Pero no tengan miedo”, dijo.

En referencia a los indocumentados dijo “Son gente fantástica y tomaremos una decisión sobre ello, pero antes, tenemos que asegurar nuestra frontera”, subrayó.

Asimismo, dijo que “El Obamacare”, como se conoce al programa sanitario que entró en vigor en 2013, no será reemplazado de raíz como había prometido en su campaña.

Paul Ryan, influyente presidente de la Cámara de Representantes, rechazó la formación de una “fuerza de deportación” que persiguiera a gente que reside en el país sin permiso de residencia.

Publicidad
Publicidad