Carlos Amarante Baret: “Hace falta colaboración de Haití con sus ciudadanos”

Amarante Baret pide al Gobierno haitiano agilizar la entrega de sus documentos

El Ministro de Interior y Policía advirtió que no habrá otra prórroga del Plan de Regularización.
José de León
El Ministro de Interior y Policía advirtió que no habrá otra prórroga del Plan de Regularización. José de León





Santo Domingo.- El Ministro de Interior y Policía afirmó que el Gobierno de Haití debe colaborar más con los nacionales de ese país que buscan regular su estatus migratorio en esta nación a través del Plan Nacional de Regularización de Extranjeros.

Carlos Amarante Baret precisó que el nuevo plazo dado a los migrantes en condiciones irregulares comienza a correr desde el día 26 de este mes.

“No nos llamemos a engaño, del Plan Nacional de Regularización acoge a nacionales haitianos, ahora qué sucede, usted no regulariza su estatus migratorio en ninguna nación del mundo si usted no tiene ninguna documentación mínima, es decir acta de nacimiento, identificación civil y pasaporte, sin eso usted no puede avanzar y lamentablemente nuestros vecinos haitianos carecen de estos documentos”, dijo el funcionario.

Dijo que las autoridades haitianas deben ayudar a los nacionales que se acogieron al plan de regularización que desarrolla el Gobierno dominicano y que no tienen documentos, ya que una vez concluido el plazo no habrá prórroga.

“Una vez cumplido el plazo, si usted no pudo acogerse a eso, entonces usted será repatriado”, precisó.

Amarante Baret agregó que la Dirección General de Migración concluye el protocolo que permitirá a las personas que se regularizaron renovar o cambiar de estatus migratorio de acuerdo a la ley.

Anunció que el gobierno, a través de la Cancillería, trabaja “con su par de Haití” para tratar de agilizar ese proceso.

Microtráfico y seguridad

El Ministro de Interior y Policía reconoció que el problema del microtráfico “está impactando muy negativamente” el tema clima de seguridad en el país.

“Es un problema serio para nosotros, aquí no producimos drogas, somos un puente usado por los narcotraficantes, y ese negocio ilícito genera mucha violencia que afecta muchos jóvenes que se inician temprano en el consumo de estupefacientes”, agregó.

Considera necesario plantear en el país el tema de las jurisdicciones especiales como parte de las estrategias de combate al narcotráfico y microtráfico.

Afirma que la designación de “jueces y fiscales y estructuras para perseguir el crimen del tráfico de estupefacientes altamente especializada” podría ayudar a controlar ese problema.

Amarante Baret reconoce los esfuerzos de la Dirección Nacional de Control de Drogas para enfrentar el problema, pero insiste faltan más controles.

Estrategia desde la policía

Amarante Baret dijo que llegó al Ministerio de Interior y Policía en un momento de desconfianza en la Policía por el deterioro de la seguridad en el país, pero asegura que trabajan para rescatar tanto la confianza y credibilidad, como en garantizar la seguridad a los ciudadanos.

“Aunque sabemos que la gente tiene una alta sensación de inseguridad, las acciones que se han tomado están impactando de forma positiva en la comunidad, claro se producen atracos, se registran asaltos pero cada día son menos”, dijo.

Sostuvo que esa disminución se debe a la presencia de agentes en las calles y las labores de inteligencia.
Pidió a la sociedad dar un voto de confianza a la Policía, institución que asegura está en un proceso de cambio para bien del país.

“La gente no lo percibe, pero la Policía está siendo sacudida en un proceso de transformación que debe darnos una policía más moderna, más profesional, más eficiente en el combate del crimen y más cercana de la gente”, precisó. Pidió poner en evidencias las malas acciones de los agentes y resaltar las buenas.

Sin contacto con diáspora venezolana

Sobre la solicitud hecha por ciudadanos de Venezuela que piden un trato migratorio especial debido a los problemas que enfrentan para apostillar sus documentos en su país, Amarante Baret precisó que no ha tenido ningún contacto con la diáspora de esa nación suramericana.

“He visto en la prensa que han tenido contacto con la Cancillería, pero no hemos recibido ningún tipo de contacto, la ley de Migración dice cómo es que se puede estar regularmente en un país, y hay que acogerse a esa ley”, expresó.
Dijo que si la diáspora venezolana lo consulta le dará su opinión al respecto, ya que comprende lo que sucede en ese país.

Estimó que la población flotante de venezolanos en el país ronda los 20 mil ciudadanos, quienes llegan “por problemas económicos, no políticos”.

Limpieza en la PN

El funcionario anunció que en los últimos dos años más de tres mil miembros de la Policía han sido expulsados por cometer diversos hechos delictivos o violaciones al código de ética y la disciplina, como parte de la limpieza interna.

Por Hillman Pimentel

Publicidad
Publicidad