Viernes, 16 de noviembre, 2018 | 3:21 am

Aspirante asamblea estatal por Alto Manhattan defenderá inquilinos de caseros abusadores

Luis Tejada habló ante más de un centenar de residentes del distrito 71 reunidos en el local del Club Kennedy, ubicado en Broadway con la calle 152 que fueron a endosarlo.
Luis Tejada habló ante más de un centenar de residentes del distrito 71 reunidos en el local del Club Kennedy, ubicado en Broadway con la calle 152 que fueron a endosarlo.


Por Ramón Mercedes

NUEVA YORK.- El aspirante a la asamblea estatal por el distrito 71 en el Alto Manhattan, Luis Tejada, afirmó que de ganar defenderá los inquilinos ante los abusos que vienen cometiendo los caseros contra ellos con las elevadas rentas.

“A nosotros nos une más que el deseo de poder, del dinero, la problemática social que nos afecta como comunidad, como es la falta de recursos para las escuelas, enfrentar los caseros que son nuestros enemigos y falta de oportunidad para nuestros jóvenes”, aseguró

Tejada habló ante más de un centenar de residentes del distrito 71 reunidos en el local del Club Kennedy, ubicado en Broadway con la calle 152 que fueron a endosarlo.

“La entrega de ustedes hizo posible que recaudara, sin gastar un centavo, 2,250 firmas; las entregamos y con ellas calificamos para ser candidato por el Partido Demócrata’, dijo.

Añadió que “esas firmas es porque ustedes están interesados, al igual que nosotros, en darle respuestas a esas necesidades, sobre todo lo que es la parte de vivienda, que debemos preservar, porque eso permite que la familia tenga una seguridad”.

Sostuvo que si los hispanos no salen a votar “seremos excluidos y vamos a seguir teniendo más familias desamparadas, porque estamos perdiendo nuestra áreas desde Hamilton Heights hasta Inwood. En los últimos años se han perdido más de 48 mil apartamento”.

Recordó que la renta en el año dos mil, según estudios de la universidad NYU y la Asociación de Desarrollo de Vivienda (ANHD) era en el sector de 825 dólares y hoy en día es de 1,325.

“El área es codiciada por los caseros de la ciudad, porque tenemos los apartamentos más amplios, el 70% de las áreas verdes de Manhattan, acceso a todo el transporte, pero sobre todo cuando nos mudamos (en los 80 y 90) nadie quería la zona, por los crímenes, delincuencia y drogas, ahora que la limpiamos nos intimidan ya que somos una clase pobre y trabajadora”, sentenció.

“Los blancos están llegando y aunque tienen derecho, dijo, tenemos que seguir luchando para que no nos saquen. Tenemos que salir a votar y sacar a votar nuestros familiares, amigos y relacionados para que eso no suceda”.

“Podemos hacerlo y por eso vamos a ganar, ya que el 51.26% del distrito somos hispanos, afroamericanos el 26%, los blancos el 17% y el 5.74% de otras diversas y desde West Harlem hasta Inwood, por ser mayoría hispana, nos tocan 6 posiciones, un congresista, un senador, dos asambleístas y dos concejales”.

Puntualizó que los hispanos tenemos un problema real, como es la falta de recursos para las escuelas, enfrentar los caseros que son nuestros enemigos y falta de oportunidad para nuestros jóvenes”, concluyó.