Miércoles, 19 de septiembre, 2018 | 4:09 pm

Arrestan 11 presuntos miembros de banda dedicada a tráfico ilegal de armas y narcotráfico

carceles


SANTO DOMINGO.– La Procuraduría General de la República (PGR) y la Policía Nacional desmantelaron una  estructura criminal que se dedicaba al tráfico y venta ilegal de armas, al narcotráfico, lavado de activos y secuestro, en una operación en la que fueron arrestados once hombres, incluyendo el presunto cabecilla de la red, ocupadas unas 13 armas de fuego, pertrechos militares y dinero en efectivo.

La Procuraduría  informó los  arrestados son Deivys Santiago Santiago Cruz, quien se presume dirigía la red, así como sus presuntos integrantes Anderson Gómez Durán, Benito Virgilio Viñas Castillo, Eduani Luciano Aquino, Silvio Alexander Peguero Trinidad, Yván de Jesús Paulino de Jesús, Juan Antonio Ottenwalder Olivares, Víctor Rainier Pérez Peña, Carlos Alberto Suriel Ramírez, Carlos Francisco Rodríguez López, Luis Carlos Rodríguez Pérez y Anderson de Jesús Morán Cruz, todos de nacionalidad dominicana y quienes serán sometidos a la justicia en el plazo constitucional de las 48 horas.

Destaca que durante los allanamientos fueron ocupadas unas 13 armas de fuego, entre ellas, varias pistolas y un fusil, chalecos antibalas, piezas para fusiles, cargadores para pistolas, un par de grilletes, y una bomba lacrimógena, entre otros pertrechos militares, así como varias porciones de drogas, vehículos, US$15 mil 145 dólares y 4 millones 660 mil 650 pesos.

 El Ministerio Público indicó que pedirán a la Oficina Judicial de Servicios de Atención Permanente de Santiago la imposición de prisión preventiva, como medida de coerción, por la presunta violación de la Ley No. 50-88 sobre Drogas y Sustancias Controladas, la Ley No. 631-16 sobre Armas, Municiones y Materiales Relacionados, la Ley No. 155-17 sobre Lavado de Activos y Financiamiento del Terrorismo, y el Código Penal Dominicano.

 De acuerdo a las investigaciones, esta organización criminal, que se presume operaba en Santo Domingo Este y Santiago, se dedicaba a traer armas desde los Estados Unidos camuflada en vehículos para posteriormente comercializarlas en el país.

Señala que los allanamientos se ejecutaron con sus respectivas órdenes judiciales en varios apartamentos, una financiera, y otros establecimientos en distintos sectores de las referidas localidades.