Viernes, 18 de enero, 2019 | 2:43 pm

Aplicar las leyes

luis-115


No son nuevas las voces que patrocinan una alegada fusión entre República Dominicana y Haití. Desde el vecino país hay un éxodo masivo de indocumentados, muchos de los cuales son arrestados y devueltos por brigadas del Ejército apostadas en toda la zona fronteriza.

Sin embargo, nacionalistas del pasado y de la actualidad advierten sobre la necesidad de mayor resguardo de toda la frontera y del significado de la nacionalidad, que podría verse cercenada de permitirse la migración tan frecuente de ilegales al margen de las leyes del país.

República Dominicana ha expresado que no puede ni debe cargar con la miseria que viven los haitianos, por lo que siempre ha clamado por la incursión de la comunidad internacional en planes de desarrollo a favor de la vecina nación.

Son válidas las medidas de vigilancia dispuestas por las autoridades militares, mientras se requiere que a lo interno del territorio sean aplicadas las medidas migratorias para aquellos indocumentados que deambulan por las calles sin ninguna regulación y en violación de las leyes dominicanas, con respeto a sus derechos.